Cómo producir tus propias semillas de marihuana

Para empezar con este tutorial, necesitarás por lo menos un macho maduro y una planta madura de cannabis, por lo que te aconsejamos que los compres en http://eurogrow.es/229-semillas-de-marihuana. Las plantas de marihuana macho producen el polen necesario para fertilizar las plantas femeninas y así crear más semillas de marihuana.

Crea diferentes tipos de semillas de marihuanas

Es importante tener en cuenta que las plantas masculinas tienden a madurar cerca de dos semanas por delante de las plantas femeninas por lo que hay que mantenerlas vivas y saludables mientras esperas a que las plantas femeninas maduren.

Si te preguntas cómo hacer esto, puedes intentar mediante la poda selectiva de tus flores masculinas a lo largo de la temporada de crecimiento hasta que estén listas para polinizar a sus hembras.polen de marihuana

Podas las flores masculinas que están creciendo más rápidamente, para que el crecimiento sea más lento y las flores femeninas finalmente maduren.

Una planta hembra estará ya lista para el polen después de que comience a producir buenas flores. Las propias flores deben haber desarrollado numerosos tubitos o largos pelos y tener un buen tamaño. Una vez que haya alcanzado la etapa de desarrollo apropiada para la polinización, tienes un par de opciones cuando se trata de cómo te gustaría producir semillas de marihuana.

La primera opción: deja que la naturaleza siga su curso

Las plantas masculinas y plantas femeninas se deben cultivar en lugares separados para evitar la polinización no deseada. Una forma un poco difícil de polinizar a tus hembras es simplemente mover una de tus plantas femeninas en la misma habitación que tu planta masculina madura favorita.

Una vez juntas, bate a la planta macho para hacer que el polen se extienda por el aire y fertilizar a la hembra. Después de un día o dos y unos pocos batidos a la planta masculina, puedes regresar a la hembra a su lugar para que tenga la luz y los recursos que necesita para producir semillas. Otra opción en este sentido es que continúen creciendo las dos plantas juntas si hay buena luz apropiada y los recursos nutritivos alrededor.

Si bien esta opción imita lo que suele sucede con las plantas femeninas en el mundo natural, este método no es el ideal si deseas una manera fácil y controlada de producir tus propias semillas.

Por un lado, la polinización de una planta femenina significa que tendrás que dedicar tiempo a la excavación una vez que se cumplan los plazos de tiempo para la cosecha de semillas. También corres el riesgo de desperdicia algún brote potencialmente bueno de esta manera.

Poliniza la planta entera

A momento de polinizar una planta entera, se producirá un montón de semillas. Si estás cultivando semillas de marihuana como un hobby o para tu propio uso personal, no necesitarás de tantas semillas.planta joven de marihuana

También puedes optar por la alternativa más sencilla y es la de comprar online semillas e marihuana de excelente calidad, para lo que sólo debes seguir las instrucciones de los expertos en sembrar estas semillas.

Así tendrás muy pronto una planta de marihuana muy sana y saludable que servirá para uso recreativo o terapéutico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *